Ir al contenido principal

¡Reciba GRATIS su vacuna contra la influenza ahora! (Inglés y español).

La FDA advierte a los consumidores sobre el riesgo de la contaminación con metanol, un ingrediente presente en ciertos desinfectantes para manos. Conozca más (inglés y español).

Seleccione su idioma.

Selecciona tu idioma.

¿Está preparado para una cirugía de reemplazo articular?

revisado el 30 de enero de 2020

CIRUGÍA DE REEMPLAZO ARTICULAR

¿ESTÁ PREPARADO?

La cirugía de reemplazo articular ayuda a muchas personas a disfrutar de una vida con menos dolor y menos limitaciones. Pero no es para todos. Esta herramienta puede ayudarlo a comprender algunos aspectos clave a tener en cuenta cuando esté pensando en un reemplazo articular. Esta información se aplica principalmente a los procedimientos de cadera y rodilla.

COMENZAR

¿Ha probado otros tratamientos para su dolor articular?

Sí: Es posible que haya intentado hacer ejercicio, fisioterapia, tomar analgésicos o inyecciones, por ejemplo. Si estas u otras opciones no quirúrgicas no lo ayudaron lo suficiente, el reemplazo articular puede ser un tratamiento a considerar.

No: Antes de decidir someterse a una cirugía articular, asegúrese de que usted y su médico hayan discutido las opciones no quirúrgicas. Algunas alternativas a la cirugía incluyen ejercicio, fisioterapia y analgésicos o inyecciones.

¿Su dolor le impide disfrutar de sus actividades?

Sí: Puede llegar a ser un candidato para el reemplazo articular si su dolor interfiere con su vida diaria. El dolor puede evitar que usted pueda descansar bien por la noche, hacer tareas simples en casa, hacer su trabajo o viajar.

No: Los médicos a menudo recomiendan la cirugía de reemplazo articular para personas con dolor intenso de artritis que impide sus actividades diarias, como caminar hasta el buzón o vestirse. Pero si no siente mucho dolor o rigidez, es posible que no gane mucho con una nueva articulación.

Sí: La cirugía de reemplazo articular generalmente se realiza cuando las personas tienen alrededor de 60 años o más. Pero también puede estar bien para muchas personas más jóvenes.

No: Muchas articulaciones protésicas pueden durar 20 años o más. Pero la duración de una articulación nueva depende de factores como su edad y nivel de actividad. Si se somete a una cirugía de reemplazo articular demasiado pronto, la nueva articulación puede desgastarse demasiado rápido. A menos que su médico le indique lo contrario, retrasar la cirugía no debería evitar que el reemplazo articular funcione bien para usted cuando sea mayor.

¿Es usted lo suficientemente saludable para la cirugía articular?

Sí: Si goza de buena salud en general, ¡eso es genial! Podría ayudar a asegurar una cirugía y recuperación exitosas. Su médico también querrá tener una imagen completa de su historial médico. Otros problemas, como lesiones o cirugías pasadas, también podrían ser importantes para tener en cuenta.

No: Algunos problemas de salud pueden hacer que la cirugía sea más riesgosa o dificultar su recuperación. Estos incluyen enfermedades cardíacas y pulmonares, como también la obesidad extrema.

¿Puede tomarse varias semanas libres del trabajo mientras se recupera?

Sí: Eso es bueno, porque necesitará ese tiempo para sanar. La recuperación de una cirugía de reemplazo articular puede tomar seis semanas o más. Y es posible que no pueda salir mucho de su casa durante las primeras semanas.

No: Hablar con su empleador puede ayudarlo a llegar a un acuerdo acerca de tomarse un tiempo libre para sanar y recuperarse. Dependiendo del tipo de trabajo que realice, quizás podría hacer parte de su trabajo desde casa.

¿Le ha dicho su médico cómo podría ayudarlo la cirugía?

Sí: Eso es importante y posiblemente le convenga solicitar recursos para hacer su propia investigación también. Saber de antemano acerca de la cirugía articular puede ayudarlo a comprender el procedimiento y la probabilidad de que lo beneficie. También querrá comprender las limitaciones de la cirugía articular y sus posibles complicaciones.

No: Antes de decidir someterse a una cirugía articular, asegúrese de comprender la probabilidad de que el procedimiento mejore su calidad de vida. Pregúntele a su médico toda pregunta que tenga. A veces es útil hablar con otras personas que se hayan sometido a una cirugía articular para obtener más información acerca de cómo fue su experiencia.

¿Está preparado para comprometerse con los ejercicios de rehabilitación después de la cirugía?

Sí: Lo que sucede después de la cirugía articular es casi tan importante como la cirugía. Específicamente, su médico puede querer que usted complete un período de rehabilitación y ejercicios de varias semanas para ayudar a garantizar una recuperación exitosa. Los ejercicios pueden ayudarlo a fortalecerse y usar mejor su nueva articulación.

No: Si no está seguro de estar preparado para comprometerse con la rehabilitación, posiblemente lo mejor sea discutir sus inquietudes con su médico. Cuanto más sepa al respecto, más claro tendrá si está preparado o no. La rehabilitación posterior a la cirugía es un recorrido. Y algunos días puede ser un desafío. Pero las recompensas valen la pena el esfuerzo.

ENVÍE SUS RESPUESTAS

Hable con su médico acerca de sus resultados y asegúrese de hacer cualquier pregunta que haya surgido durante esta evaluación. Juntos pueden decidir cuál será el siguiente paso correcto para usted.

COMENZAR DE NUEVO

Fuentes: American Association of Hip and Knee Surgeons; Arthritis Foundation; National Library of Medicine